Las tortugas, sexo, reproducciòn

Tortuga: Como diferenciar su sexo, reproducción
Conocer el sexo de las tortugas en cautiverio, es importante, no sólo es bueno saberlo para darles un nombre correcto, sino que es necesario para poder tener una de cada sexo si se quiere criar tortugas. Desafortunadamente los dimorfismos sexuales externos son pequeños, o al menos insignificantes. Por lo que la diferenciación es muy dificultosa, especialmente en individuos inmaduros.
Algunas de las características más generales que se usan para diferenciar el sexo de las tortugas son las siguientes:
? El tamaño: En muchas especies de tortugas, la hembra adulta es considerablemente más grande que el macho. No obstante la diferencia del tamaño no es útil cuando se trata de individuos inmaduros.
? La concha: El plastrón del macho es cóncavo, mientras que el de la hembra es liso o ligeramente convexo. La concavidad del macho es una ayuda para poder ponerse sobre la hembra en la copulación.
? La cola: En los machos la cola es bastante más grande y gruesa, que en las hembras, especialmente en la base, donde el pene está invertido.
? El color: Los machos tienen las manchas de las orejas más grandes y de un rojo más brillante e intenso que las hembras.
? Las garras: En los machos las garras (uñas) delanteras son increíblemente largas, y las usan para acariciar la cara de la hembra durante el cortejo.
Tortugas: reproducción
El periodo de reproducción de las tortugas: los primeros cortejos se observan en otoño, normalmente en el mes de octubre, aunque en algunos años de otoños muy secos, el periodo de actividad otoñal es muy reducido o casi nulo. El principal período de actividad sexual se inicia a finales de invierno, manteniéndose durante casi toda la primavera desde febrero hasta mayo. Se vuelven a observar cortejos tras la estivación, en los primeros días de temperaturas suaves.
A partir de marzo se puede apreciar, a través de radiografías, que las hembras ya están desarrollando sus primeros huevos. Realizan las puestas más tempranas a principios de abril y las últimas se producen a finales de Junio. La incubación de los huevos continúa durante el verano, naciendo las primeras crías en el mes de Agosto y las que proceden de las últimas puestas durante el mes de septiembre.
Tortugas: el comportamiento sexual y el abordaje hacia la hembra
Comportamiento sexual: Los machos de tortuga realizan una intensa búsqueda de hembras al principio de la actividad de reproducción. En la mayoría de los casos, el macho, tras aproximarse a la hembra, inicia el cortejo con un intenso golpeteo al caparazón de ésta.
Para ello, lanza bruscamente la parte anterior de su caparazón repetidamente contra el de la hembra. Puede dirigir los golpes tanto a la parte posterior como a la anterior o lateral de la hembra. Si ella permanece inmóvil, después de los primeros golpes, la rodea activamente e inicia de nuevo el golpeteo en la parte opuesta.
Esta fase puede alargarse durante una hora o más, dependiendo de la respuesta de la hembra, aunque en ocasiones es muy corta o incluso no se realiza. Normalmente, los golpes del macho obligan a la hembra a desplazarse y comienza a caminar, produciéndose entonces una persecución, en la que el macho anda detrás, muy próximo a ella y efectuando frecuentes golpes contra la parte posterior de su caparazón. Cuando la hembra se para, el macho comienza nerviosamente a rodearla, golpeándola lateral o frontalmente, y a veces mordisqueando sus patas delanteras, el borde del caparazón o la cabeza.
Posteriormente, se sitúa diligentemente en la parte posterior y comienza a trepar con sus patas anteriores sobre el caparazón de la hembra, hasta situarse en posición casi vertical, perpendicular a ella, introduciendo entonces su cola bajo la de la hembra, efectuando a continuación la cópula. Es frecuente observar que las hembras, al sentirse golpeadas, se quedan inmóviles, con el peto apoyado completamente contra el suelo, lo que parece indicar un rechazo al macho. A ello los machos suelen responder con la insistencia de golpeteos y, los de gran tamaño, incluso llegan a forzar la elevación de la  parte posterior de la hembra, tras trepar a su caparazón y levantarlas al introducir por debajo su cola

Tortuga: Como diferenciar su sexo, reproducción

Conocer el sexo de las tortugas en cautiverio, es importante, no sólo es bueno saberlo para darles un nombre correcto, sino que es necesario para poder tener una de cada sexo si se quiere criar tortugas. Desafortunadamente los dimorfismos sexuales externos son pequeños, o al menos insignificantes. Por lo que la diferenciación es muy dificultosa, especialmente en individuos inmaduros.

tortugas Las tortugas, sexo, reproducciòn

Algunas de las características más generales que se usan para diferenciar el sexo de las tortugas son las siguientes:

? El tamaño: En muchas especies de tortugas, la hembra adulta es considerablemente más grande que el macho. No obstante la diferencia del tamaño no es útil cuando se trata de individuos inmaduros.

? La concha: El plastrón del macho es cóncavo, mientras que el de la hembra es liso o ligeramente convexo. La concavidad del macho es una ayuda para poder ponerse sobre la hembra en la copulación.

? La cola: En los machos la cola es bastante más grande y gruesa, que en las hembras, especialmente en la base, donde el pene está invertido.

? El color: Los machos tienen las manchas de las orejas más grandes y de un rojo más brillante e intenso que las hembras.

? Las garras: En los machos las garras (uñas) delanteras son increíblemente largas, y las usan para acariciar la cara de la hembra durante el cortejo.

Tortugas: reproducción

El periodo de reproducción de las tortugas: los primeros cortejos se observan en otoño, normalmente en el mes de octubre, aunque en algunos años de otoños muy secos, el periodo de actividad otoñal es muy reducido o casi nulo. El principal período de actividad sexual se inicia a finales de invierno, manteniéndose durante casi toda la primavera desde febrero hasta mayo. Se vuelven a observar cortejos tras la estivación, en los primeros días de temperaturas suaves.

A partir de marzo se puede apreciar, a través de radiografías, que las hembras ya están desarrollando sus primeros huevos. Realizan las puestas más tempranas a principios de abril y las últimas se producen a finales de Junio. La incubación de los huevos continúa durante el verano, naciendo las primeras crías en el mes de Agosto y las que proceden de las últimas puestas durante el mes de septiembre.

Tortugas: el comportamiento sexual y el abordaje hacia la hembra

19501Tortuga infiel Las tortugas, sexo, reproducciòn

Comportamiento sexual: Los machos de tortuga realizan una intensa búsqueda de hembras al principio de la actividad de reproducción. En la mayoría de los casos, el macho, tras aproximarse a la hembra, inicia el cortejo con un intenso golpeteo al caparazón de ésta.

Para ello, lanza bruscamente la parte anterior de su caparazón repetidamente contra el de la hembra. Puede dirigir los golpes tanto a la parte posterior como a la anterior o lateral de la hembra. Si ella permanece inmóvil, después de los primeros golpes, la rodea activamente e inicia de nuevo el golpeteo en la parte opuesta.

Esta fase puede alargarse durante una hora o más, dependiendo de la respuesta de la hembra, aunque en ocasiones es muy corta o incluso no se realiza. Normalmente, los golpes del macho obligan a la hembra a desplazarse y comienza a caminar, produciéndose entonces una persecución, en la que el macho anda detrás, muy próximo a ella y efectuando frecuentes golpes contra la parte posterior de su caparazón. Cuando la hembra se para, el macho comienza nerviosamente a rodearla, golpeándola lateral o frontalmente, y a veces mordisqueando sus patas delanteras, el borde del caparazón o la cabeza.

Posteriormente, se sitúa diligentemente en la parte posterior y comienza a trepar con sus patas anteriores sobre el caparazón de la hembra, hasta situarse en posición casi vertical, perpendicular a ella, introduciendo entonces su cola bajo la de la hembra, efectuando a continuación la cópula. Es frecuente observar que las hembras, al sentirse golpeadas, se quedan inmóviles, con el peto apoyado completamente contra el suelo, lo que parece indicar un rechazo al macho. A ello los machos suelen responder con la insistencia de golpeteos y, los de gran tamaño, incluso llegan a forzar la elevación de la  parte posterior de la hembra, tras trepar a su caparazón y levantarlas al introducir por debajo su cola

Si te ha gustado el post, compartelo y ayudanos a crecer.

Unete a nuestra Fanpage Siguenos en Twitter

Twitter Digg Delicious Stumbleupon Technorati Facebook Email

2 Respuestas para “Las tortugas, sexo, reproducciòn”

  1. pancho y piti 14 abril 2011 en 8:03 AM

    me gustaria si alguien me puede ayudar saber porque mis tortugas de tierra a pesar de llevar muchos años juntas no crian. Entre ellas no las he visto pelearse. Si aparearse, pero nunca han llegado a poner huevos. ¿Alguien sabe por que?. Gracias

Dejar un Comentario